Bogotá, D.C., abril 8 de 2019. Reconocimiento a una vida de servicio

 

Con un sentido homenaje, el pasado 8 de abril se realizó la despedida de la señora Olga Santamaría de Fernández, por sus 31 años como presidenta de La Liga Colombiana Contra el Cáncer con la presencia de voluntarios y amigos que agradecieron su gestión en el Hotel YW Marriot de Bogotá.

 

La señora Olga se unió a la Liga como voluntaria de la seccional Bogotá en 1972, y llegó a la presidencia en 1988. Durante su larga trayectoria se destacan diversos logros, de los cuales se pueden resaltar la creación del Banco de Medicamentos, cuya trascendencia llevó a convertirlo en un servicio farmacéutico especializado referente a nivel nacional, la creación y dotación de la Unidad de Quimioterapia en Bogotá, que hoy por hoy es un estandarte de calidad y servicio en Colombia y la consolidación de las campañas educativas generando una mayor conciencia individual y colectiva sobre la necesidad de prevenir y detectar a tiempo el cáncer.

 

Como presidenta, con la disposición y servicio que la caracterizan, proyectó la Liga hacia todo el territorio colombiano, brindando asesoría y soporte a las ligas afiliadas a la institución para fortalecer sus requisitos normativos y mejorar su desempeño. Con esta gestión, logró consolidar las 35 ligas y crear el Encuentro Nacional de Voluntariado, al que asisten anualmente sus representantes.

 

El impacto de la gestión de Olga Santamaría de Fernández trasciende a nivel internacional. En 1990, presentó una propuesta ante el Congreso de la Unión Internacional Contra el Cáncer (UICC) en la ciudad alemana de Hamburgo, para la creación de la Asociación Latinoamericana de Ligas Contra el Cáncer (ALICC). El Primer Congreso Iberoamericano de Ligas Contra el Cáncer, que preside desde hace 16 años, tuvo como sede Colombia, y fue realizado en marzo de 1993.

 

Como un sueño, la señora Olga deseaba la consolidación de esta red regional de organizaciones y como realidad, actualmente trabajan 19 países que reconocen la necesidad de atender los problemas del cáncer en Latinoamérica, así como la importancia de generar conciencia del tratamiento de esta enfermedad.

 

“Después de más de 30 años de entrega a la Liga, es momento de entregar mi cargo y retirarme para vivir una vida tranquila, pero siempre con la gratitud de no haber pasado la hoja en blanco.” Por esto, y por muchas otras razones, la LCCC quiere agradecerle a la señora Olga por su entrega, dedicación y servicio durante todos estos años.

 

Otra valiosa mujer asume la Presidencia

 

Presidenta Liga Colombiana Contra el Cáncer

 

La señora Gloria Inés Forero de Ruíz, quien fue presidenta de la seccional Bogotá, en la que trabajó también como voluntaria durante 34 años, quedará a cargo de la LCCC.  “Mi intención es seguir aportando a todas las seccionales, a todos los capítulos de la Liga a nivel nacional, en lo que ellos vayan necesitando de acuerdo a las posibilidades, ya que todos trabajamos por la misma causa. Queremos poderles prestar orientación y ayuda”, afirma.

 

Deseamos lo mejor para la nueva presidenta entrante, la señora Gloria Inés Forero de Ruíz, en su nuevo reto.